PARA CERRAR EL AÑO CON ESPERANZA

0 Comentarios
Copa del Rey (Octavos de final, ida): Sevilla 5, Málaga 3. Sí, la Noche Buena para Sevilla, llegó en vísperas a la Navidad. Se hizo desear bastante, aunque lo que tarda, al fin y al cabo, siempre se disfruta más. Para cerrar el año con la convicción de que el equipo de Gregorio Manzano, definitivamente, puede enderezar el rumbo en 2011. La reacción, y posterior triunfo sobre Málaga en la ida de los octavos de final de la copa, le devolvió vida y luz al pueblo Sevillista. Fue 5 a 3, en un partido repleto de emociones.

Y ya desde el vamos, las redes en el Sánchez Pizjuán comenzaron a arder. Al minuto 11, después de una magnífica asistencia de Escudé, Alfaro definió bárbaro para poner el 1 a 0. Sevilla comenzaba con el pie derecho, sin embargo, los errores defensivos nuevamente le iban a jugar una mala pasada. Los mismos desacoples que atraen a los fantasmas desde el comienzo de la temporada (por no decir desde hace mucho tiempo más).

Una jugada aislada de la visita, 8 minutos después de la apertura, culminó con el venezolano Rondón absolutamente solo dentro del área. El delantero del Málaga convirtió el empate, para generar una total incertidumbre en todo Nervión. Y qué decir cuando al rato Quincy desbordó por la izquierda, tiró el centro, y otra vez Rondón anotó para el equipo del chileno Manuel Pellegrini. El público atónito. Dos llegadas, dos goles recibidos. Así de simple, así de alarmante.

Lo empató Negredo, de cabeza a los 32. Luego, Rondón y Quincy, socios de lujo a ésta altura, nuevamente pusieron arriba al Málaga con la definición del segundo, tras el centro del sudamericano. Otro baldazo de agua fría, aunque aquí nació una certeza. El segundo tiempo era clave. El equipo, o reaccionaba, o media temporada perdida.

Y Sevilla, plantándose ante un destino mediocre, sacó las garras que tanto le pedíamos. En los anteriores partidos, en los momentos complicados, no apareció la personalidad característica del conjunto Andaluz. Frente al Málaga, sí, y créame que es un motivo más para brindar en éstas fiestas. Porque éste tipo de reacciones, abren la puerta a nuevas ilusiones. Sirven para volver a creer.

El complemento fue muy distinto. Sevilla lo jugó como una final y, lógicamente, iba a quedarse con el partido. Lo pasó por arriba. A los 20, Romaric, de lo mejorcito en lo que va de la 2010-2011, de afuera del área y ante una floja reacción de Rubén, empardó el trámite. El marfileño también le dio la ventaja a 10 del final, con un certero cabezazo. Y dos minutos más tarde, Diego Capel condecoró la goleada. 5 a 3.

Se extrañaba una victoria así. Llegó en la última presentación del 2011. Para brindar y añorar un próspero año próximo. Feliz navidad y comienzo de 2011 a todo el pueblo Sevillista. Gracias por el respeto de siempre. Saludos desde Argentina.

NI JUGANDO BIEN SUMA

2 Comentarios

Liga Española (fecha 16): Real Madrid 1, Sevilla 0. No es el año, no es el momento. Sevilla hizo méritos suficientes en el Bernabeú para llevarse algo más, pero nuevamente se quedó con las manos vacías. El conjunto de Nervión le jugó de igual a igual al Madrid de Mourinho, que sobre el final marcó la única diferencia a través del argentino Ángel Di María. Sevilla perdonó, no aprovechó el hombre de más en un pasaje importante del complemento, y el conjunto Merengue se encontró con demasiado premio. Con un regalo caído del cielo, para desazón del pueblo Sevillista.

El conjunto de Manzano salió a la cancha concentrado, sabiendo que no debía regalar absolutamente nada. Casi se pone arriba con un cabezazo de Escudé al minuto 25, que se fue muy cerca del palo izquierdo de Casillas. Por su parte, el Real Madrid practicamente que no lastimó al Sevilla en la etapa inicial, a no ser por un aislado remate de Di María, que controló bien Palop.

Sin abrumarse, con paciencia y determinación, de a poco Sevilla fue controlando el juego. Se hizo dueño de la pelota, y generó la chance más clara a los 14 del segundo tiempo. Negredo quedó cara a cara con Casillas, pero increíblemente elevó el remate. Allí el equipo Andaluz comenzó a dar ventajas. Le otorgó una vida más al Madrid, y eso es equivalente a jugar con fuego. Y más cuando al rato, fue expulsado Ricardo Carvalho por doble amonestación. Sevilla jugó mejor en igualdad de condiciones, que con un jugador más.

Y el Merengue, fue la contracara. Reaccionó, ante la adversidad. Un rebote dentro del área a los 31, favoreció a Di María, que enfrentó a Palop que salió lejos, le amagó, y tras dejarlo fuera de combate, con la zurda puso el 1 a 0.

Después del gol, se terminó la historia. Sevilla jamás pudo recuperarse de semejante golpe, y para colmo de males, ya en tiempo cumplido, fue expulsado Dabo. Quinta derrota al hilo en la Liga, que preocupa a propios, y sorprende a extraños. Fue la última presentación liguera en 2010, con el deseo de un próximo año mejor. Es decir, con un 2011, nuevamente, con Sevilla entre los mejores.

EMPATE CON AROMA A RESURRECCIÓN

1 Comentarios

UEFA Europa League (fecha 6): Sevilla 2, Borussia Dortmund 2. Sevilla sigue jugando en Europa. El empate le servía al conjunto Andaluz, para continuar con vida en la UEFA Europa League. Aunque, el principal rival a vencer para alcanzar el objetivo, y más allá que el Dortmund alemán de por sí es un duro escollo, era el Sevilla mismo. En los últimos partidos, se vio la peor versión del Sevilla, en años. Sin rumbo, energías, y por consiguiente, resultados positivos para sacar el barco a flote.

Los de Nervión empataron con los teutones 2 a 2, y de ésta manera accedieron a un lugar en la siguiente instancia de la copa. Costó mucho, por no decir todo. El nivel futbolístico no era bueno, por eso hubo que apelar a otras variantes, para hacerle partido a uno de los mejores de la Bundesliga. La entrega, que en otras presentaciones se ha criticado, en ésta final anticipada, no hubo a quien reprocharle. Sevilla dejó todo, y acompañado por su gente que copó el Sánchez Pizjuán y actúo como "jugador número 12" en los momentos críticos del partido, consiguió una brisa de aire fresco, en un clima, últimamente, caldeado.

Y eso que, al comienzo, otra vez arrancó con el pie izquierdo. Kagawa, a los 3 minutos, pescó un rebote en el borde del área, y su remate se desvió en Alexis, para descolocar a Palop y poner el 1-0 parcial. Nuevamente, los fantasmas pisaban el césped del Pizjuán.

Allí fue donde apareció el equipo. En el instante más adverso. Lo metió en un arco. Primero intentó Romaric, después Perotti. Lluvia de centros que cayeron incansablemente sobre el área alemán. El empate estaba al caer, y llegó a la media hora de partido. Centro sobre la derecha que no pudo controlar Luis Fabiano, pero sí Romaric, que fue pura garra y corazón, y le pegó con alma y vida para empatar el trámite.

La ráfaga Sevillista no terminó ahí, ya que 4 minutos después, un envío de Perotti cayó en la testa de Kanouté, que de pique al piso, la puso al lado del palo. Sí, en 4 minutos Sevilla hizo lo que no pudo hacer en 4 partidos. Con determinación, se puso arriba. Demostrando que todavía hay vida en Nervión. Que se puede.

En el complemento, lógicamente, se vino el Dortmund necesitado de los 3 puntos. Lo igualó rápidamente con Subotic tras un córner, pero la remontada germana, quedó en eso. Sevilla se cerró bien atrás, y sobre el final tuvo alguna que otra oportunidad para cerrar el trámite, aunque el juego culminó en tablas. 2 a 2. Punto que, parece mentira, a ésta altura es de oro. Los de Manzano siguen en carrera, con la ilusión de llegar a una nueva final europea. Porque claro, nunca hay que perder las esperanzas, por más que todo pareciera ir a contraviento. Nunca.

Europa League Sevilla FC - Borussia Dortmund JC from Jesus-Creations on Vimeo.

EL QUE MÁS RUGIÓ FUE EL LEÓN

0 Comentarios

Estudiantes campeón Torneo Apertura 2010. Incuestionable campeón. A pesar de que una vez más, a partir del título del conjunto platense, se abrió la discusión de quién fue el que jugó mejor. Porque Vélez, fue más vistoso, pero al fin y al cabo, el que sumó más puntos, fue Estudiantes, por ende, el merecido ganador del Apertura. Sin brillar, pero mostrando solidez y personalidad en los momentos clave, el Pincha se quedó con el quinto título doméstico de su historia.

Sin dudas, que en la recta final, lo persiga bien de cerca un equipo como Vélez, a Estudiantes le vino bárbaro. Porque nunca se descuidó. Al mínimo error, el elenco de Alejandro Sabella sabía que podía perder todo. Ya venía de un subcampeonato (con un equipo mucho más rico en nombres), y necesitaba una revancha, para revindicar todo lo hecho en 2009, con la obtención de la Libertadores incluida. Porque la hegemonía del León, no estaba terminada. Y éste grupo de jugadores, con coraje y determinación, iba a ratificar la teoría. Ésa que lo deposita, en los últimos años, como el mejor equipo del país.

Sacó 45 puntos. Arrollador. Ganó el clásico ante Gimnasia, le ganó a todos los grandes, y sólo cayó ante All Boys y Tigre. Aferrándose a la seguridad de Agustín Orión, fue la vaya menos vencida (8), y (utilizando términos basquetbolísticos), con un goleo repartido, culminó el torneo como la segunda delantera más goleadora, detrás de El Fortín (32, uno menos que el conjunto de Ricardo Gareca).

Su obra cumbre, se llevó a cabo en la fecha 18 ante River en el Monumental. Un lapidario 4 a 0 ante un Millonario en ascenso, lo depositó en las puertas hacia una nueva estrella. Y en la definición, no iba a fallar. Costó, pero sobre el epílogo, Estudiantes pudo con Arsenal. La regularidad de su defensa, la constancia y entrega de Braña, el liderazgo de Véron, los chispazos de Enzo Pérez, y los goles de la Gata Fernández y el charrúa López, produjeron un nuevo estallido en media ciudad de La Plata. O, mejor dicho, dieron rienda suelta a otro rugido del León. ¡Salud campeón!

SEVILLA, EN CAÍDA LIBRE

0 Comentarios
Liga Española (fecha 15): Sevilla 1, Almería 3. No levanta el nivel, es superado por rivales a priori accesibles, y por ende, los resultados no aparecen. Una derrota más como local, ante Almería por 3 a 1, acrecienta la crisis futbolística de los de Nervión, que a ésta altura, atraviesan el peor momento de los últimos años. Sencillo. El peor, porque no hay respuestas ante la adversidad. Ni siquiera el equipo aparenta reaccionar en los momentos desfavorables. Ante un gol contrario, la cuestión resulta irremontable.

Almería se llevó el triunfo con justicia, porque nunca especuló. Quizás ése es un problema más para el Sevilla. Los rivales, ya no lo respetan ni en el Pizjuán. Y en parte, eso se debe al flojo rendimiento del conjunto de Manzano en las recientes presentaciones. Comenzó bien, incisivo, con un tiro en el travesaño de José Carlos, y hasta Kanouté falló un penal. Pero luego, tal y como viene ocurriendo, se cayó. Todo quedó en las insinuaciones de los minutos iniciales.

Y en el complemento, la debacle. Los errores de siempre, nuevamente condenaron al Sevilla. En el arranque, el colombiano Fabián Vargas (¡como se extraña en Boca!), tras un balón detenido marcó la apertura con golpe de cabeza. El ex Estudiantes, Pablo Piatti, la gran figura de la cancha, con un giro memorable afuera del área y posterior derechazo, estiró las cifras. Kanouté sobre el epílogo descontó, y otra vez Piatti, aunque ahora de taco (¡!), terminó de noquear al Sevilla. 3 a 1.

Se viene el Dortmund por la UEFA, quizás la aspiración Sevillista más seria en la 2010-11. El empate sirve. Eso sí, el pobre de Manzano tendrá mucho trabajo en los días previos. Su equipo no da señales de vida, y sí o sí, hay que resucitarlo a tiempo. Por ahora, permanece en terapia intensiva.

VOLVIÓ EL REY DE COPAS

0 Comentarios

Copa Sudamericana (final, vuelta): Independiente 3 (5), Goias 1 (3). Después de 15 años de sequía, Independiente volvió a subirse a la cima del fútbol sudamericano. En una final reñida y emocionante ante el descendido Goias, tras caer 2-0 en Brasil, estiró la serie a los penales al ganar el juego de vuelta por 3 a 1. Ante un Libertadores de América colmado, un Rojo muy laborioso, con esfuerzo y tesón, sin Silvera por suspensión, salió airoso de una parada brava, para retomar la sana costumbre de levantar copas.

No fue un semestre fácil para los de Avellaneda. Con la ida en el receso del Tolo Gallego y de varios futbolistas que habían sido importantes en el ciclo anterior, Independiente confió en Daniel Garnero, un ídolo de la casa, para hacer un buen torneo. Los resultados no se dieron, y el equipo jamás apareció. Sólo consiguió un triunfo bajo el mando del ex "10" Rojo, frente a Argentinos, en la primera ronda de la Sudamericana.

Después del interinato de Sá y Pavoni, arribó el Turco Mohamed, que le cambiaría la cara al, por ese entonces, olvidado Rey de Copas. Revitalizó a Fredes y Parra, y le sacó el máximo de su potencial a algunos elementos del semillero, caso Velázquez.

Primero, para tomar impulso, le ganó a Racing en el Apertura, y tras semejante envión, levantó vuelo en la copa. Pasada la barrera de Argentinos por el anterior cuerpo técnico, las nuevas víctimas del Diablo fueron Defensor Sporting, Tolima y el último campeón, la Liga de Quito.

El camino fue largo y sinuoso, pero Independiente continuamente mostró entereza ante los momentos adversos. Silvera (salvo su tonta expulsión en la final de ida), fue el más parejo, junto a Hilario Navarro y Tuzzio. Le dieron fútbol y experiencia a un equipo con varios jóvenes, que pudo cortar la mala racha y devolverle la gloria a media Avellaneda.

En la final, lo dicho. Derrota 2 a 0 en la ida, y a remontar en el desquite. Velázquez puso el 1-0, lo empató Rafael Mouras (por lejos lo mejor de Goias), y un doblete de Facundo Parra estiró la definición hacia el punto penal. Allí ganó Independiente 5 a 3. Para rencontrarse con un viejo amor. Para volver a saborear el gusto de un título internacional. En fin, para ser el que un día fue. ¡Salud campeón!

LAS GANAS NO ALCANZARON

0 Comentarios

Liga Española (fecha 14): Villarreal 1, Sevilla 0. Últimamente parece no alcanzar nada. Sevilla mejoró, sobró actitud, y le peleó el partido hasta el final al equipo (después de los inalcanzables Barcelona y Real Madrid) más regular de la Liga. Pero cuando venís torcido, no hay con que darle. La mala racha se extiende, y la preocupación, crece. Aunque, reitero, no fue más de lo mismo. Hubo un cambio. Y para bien.

Sevilla cayó por la mínima ante Villarreal en El Madrigal. Cuarta derrota en fila, que no permite añorar un futuro cercano con optimismo. Los de arriba se alejan, y el ingreso a las copas, también. Luchó, mereció empatar, le anularon dos goles. La marea, definitivamente, sigue yendo en contra.

El Submarino comenzó mucho mejor, es cierto. El conjunto de Manzano no reaccionó hasta el gol de Nilmar a los 30. Hasta ése momento, todo fue del local, que agigantó la figura de Palop. Santi Cazorla se mostró muy movedizo por la derecha, y complicó en ataque. El mencionado Nilmar, después de desperdiciar un par de ocasiones, desniveló tras una gran habilitación de Rossi. El brasileño enfrentó a Palop, lo dejó en el camino, y definió con el arco a su merced.

La reacción Sevillista, que no llegó a ser total, se produjo en el complemento. Kanouté entró más en juego, Negredo estuvo más incisivo, y Sevilla, casi lo iguala. Estuvo ahí nomás. Lo más cercano a la paridad, fueron los dos tantos anulados por posición prohibida. El primero a Kanouté (jugada muy fina, sancionado muy tarde por el línea, lo que generó confusión), y el segundo, casi sobre el epílogo, a Negredo (éste sí, fallo arbitral, ya que el ex Real Madrid estaba claramente habilitado).

En fin, fue 1 a 0 para Villarreal, con el solitario gol de Nilmar. Ni haciendo mérito consigue sumar. Sevilla terminó mal noviembre, y empezó peor el presente. Afortunadamente la Liga es larga, y la aspiración a entrar a las copas, sigue vigente. Es la esperanza en la que se aferra todo el pueblo de Nervión. La actitud, cambió. Ahora, solo resta que regresen los buenos resultados y que la suerte, de una vez por todas, le haga un guiño.

NO LEVANTA CABEZA

0 Comentarios

UEFA Europa League (fecha 5): PSG 4, Sevilla 2. La crisis futbolística del Sevilla se trasladó a Europa. En el único torneo en el que el conjunto de Nervión venía mostrando cierta regularidad, cayó por segunda vez en la competencia ante el Paris Saint Germain de Francia. 4 a 2 fue el traspié Sevillista, tercero al hilo contando Liga y UEFA.

El partido fue cambiante, y dos acciones puntuales terminaron inclinando la balanza hacia los locales que, demás está decir, ganaron con justicia. Sevilla arrancó bien en el primer cuarto de hora (de hecho Romaric estrelló un remate en el poste), pero luego, llegando a los 20, ingresó en una nebulosa defensiva (de ésas que abundan seguido en los tiempos que corren). Primera ráfaga fatal para el equipo de Manzano en la fría noche parisina. A los 17 y a los 20, la última línea durmió, y de dos córners, los galos sacaron doble ventaja. Bodmer y Hoarau, se encargaron de poner 2-0 arriba al PSG.

Allí surgió Sevilla, comandado por el que siempre da la cara en los momentos complicados. Fréderic Kanouté, capitalizó a la perfección sendos centros de Capel y Perotti, para empardar el trámite, a los 32 y 35, respectivamente. Parecía que la mufa se diluía. Semejante remontada, debía ser la principal inyección de optimismo, para ir por el triunfo.

Aunque al Sevilla últimamente, todo le sale al revés. En el epílogo de la etapa inicial, prácticamente con los jugadores con un pie en el vestuario, el brasileño Nené de afuera del área, clavó un golazo de otro partido para dejar a su equipo otra vez al frente. Y en el amanecer del complemento, el golpe de nocaut. A los 2, repitió Hoarau, tras un error garrafal del uruguayo Cáceres, que se equivocó en la salida.

Después se intentó, pero la historia ya estaba escrita. Ganó el PSG. Sevilla quedó segundo, y recibe en la próxima fecha al Dortmund que viene un punto abajo. Con el empate alcanza. Obviamente, a no confiarse. Éste Sevilla, que extraña horrores a Navas, no transmite confianza como en otras oportunidades. A trabajar se ha dicho.

Europa League HD Ronda 5 PSG 4 - 2 Sevilla FC JC from Jesus-Creations on Vimeo.

‚ 2009-2011 - Argentina es Sevillista | Design: Choen | Pagenav: Abu Farhan Top