GOLEADA Y RESURRECCIÓN


Liga Española (fecha 1): Levante 1, Sevilla 4. Victoria para sanar las heridas y arrancar de la mejor forma la Liga. El Sevilla, que ésta vez sí se repuso al golpe de ir en desventaja, goleó como visitante 4 a 1 al recién ascendido Levante. Goleada que invita a soñar, después de un comienzo de temporada olvidable.

Parecía más de lo mismo, pero no. Cuando Levante se puso tempranamente arriba después de un penal infantil de Cigarini, los fantasmas de la última semana volvieron a merodear el entorno Sevillista. Aunque por suerte, el lamento duró pocos minutos. El equipo de Antonio Álvarez, con la presión de los últimos flojos resultados a cuestas, jugó el partido como una verdadera final. Parece extraño, sabiendo que la temporada recién comienza, aunque teniendo en cuenta las situaciones que se padecieron en los primeros partidos, arrancar la Liga con el pie derecho paso a ser en el corto plazo, un objetivo indispensable para afrontar con optimismo lo que viene.

Primero lo dicho. Rubén Suárez desde la pena máxima, adelantó a los locales a los 10 minutos. Un cachetazo más para los de Nervión, que se levantaron rápidamente. Solo dos minutos bastaron para que Sevilla comience a poner las cosas en su lugar. Después de una jugada preparada en un córner, la pelota le quedó a Navas que sacó un buen remate que dio en el poste. A la espera estaba Konko, que definió sin problemas para que empezar de nuevo.

El gol del empate sin dudas fue clave. Reponerse ante la primera adversidad significó para el Sevilla una brisa de aire fresco. No todo el paisaje era gris, no todo iba en contra del Sevilla. Y de ahí en más, el equipo de Andalucía se adueñó del trámite. Renato, Cigarini y Zokora desde el medio, se encargaron de abrir el camino, liberando a Diego Perotti y Jesús Navas hacia el ataque. Así llegó el segundo. Perotti escapó por la izquierda, lo bajaron y el árbitro cobró penal. Negredo se encargó de marcar el primer desnivel en favor del Sevilla, que de ésa manera se iba al descanso con la victoria parcial.

Y en el complemento, todo fue aún más sencillo. El Levante se mostró desorientado ante el control territorial del Sevilla, que liquidó sin problemas el juego. A los 16, después de una excelente jugada colectiva, otra vez Konko convirtió. Y cerca del epílogo, tras una escalada por la derecha de José Carlos, Renato con el arco a su merced le dio cifras definitivas al encuentro. 4-1.

Triunfo que da rienda suelta a la ilusión. El pueblo Sevillista renace después de un par de golpes bajos en el arranque de la temporada. Parece que de a poco todo se va acomodando. Sevilla volvió a ser protagonista. Y eso es sinónimo de tranquilidad en su público. En el tercer aniversario del fallecimiento de Antonio Puerta, su equipo a la distancia le entregó la mejor de las gratificaciones.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

‚ 2009-2011 - Argentina es Sevillista | Design: Choen | Pagenav: Abu Farhan Top