LA HISTORIA PARECE REPETIRSE


Supercopa de España (ida): Sevilla 3, Barcelona 1. Empezó la temporada como la terminó. Después de un primer tiempo para el olvido, en el complemento Sevilla hizo memoria de su grandeza y venció al Barça 3 a 1 con goles de los históricos Luis Fabiano y Kanouté (2). De esta manera, el elenco Andaluz queda a 90 minutos de conseguir una nueva estrella, la segunda Supercopa española en su historia. Pero a no confiarse, todavía falta muchísimo. Y más si en la discusión esta el equipo de camiseta azul y roja.

Aunque claro, en la tarde de sábado en el Pizjuán se dio un gran paso. Y eso que todo comenzó torcido. Porque en la etapa inicial se vio un Sevilla desconocido, ante un Barcelona que a pesar de no contar con sus máximas figuras, estuvo intratable. Lúcido, correcto y certero. Quizás el mérito de los de Antonio Álvarez en ese segmento del partido fue impedir que los Blaugranas estiren el marcador a una diferencia mayor. Allí si la cosa se hubiera complicado más de la cuenta. Pero aún con la posesión en su poder y las jugadas más claras en su favor, el conjunto de Pep Guardiola solo festejó con Ibrahimovic, que después de un preciso centro de Maxwell puso el 1-0 a los 20 minutos. Ése fue el único error de los catalanes en el primer tiempo: no definirlo.

Y en el entretiempo, la cierta impericia del Barcelona para lastimar ante las ventajas que le otorgó su rival, hacían suponer que Sevilla iba a reaccionar. Obviamente, peor no se podía jugar. Y Sevilla reaccionó a su estilo. Avasallante, sea quien sea el de enfrente.

Entró Luca Cigarini, buen jugador, refuerzo para esta temporada. Le dio otra dinámica al equipo y por sobre todo, claridad a la hora de repartir el juego. Tan claro que ya al primer cuarto de hora se encargó de dejar mano a mano a Luis Fabiano con el arquero. Un pase a lo Riquelme para que Luifa defina a lo Luifa. Zurdazo potente y letal. 1-1.

De ahí en más Sevilla agarró confianza. Tenía que entrar una para que entren las demás. Y con Cigarini todavía inspirado, una genial ráfaga de Kanouté le posibilitó a los de Nervión sacar una buena diferencia de cara al choque de vuelta. A los 25, una combinación entre Navas y Negredo culminó en un centro por bajo del ex Almería, que derivó en el goleador africano. Y Kanouté, fiel a su estilo, definió con jerarquía para poner a los de Andalucía arriba. Y después, a 7 del final, Navas condujo, cedió para Perotti, el argentino llegó al fondo, centro, testa de Fréderic y a cobrar. El tercero y definitorio. El tercero que puede ser clave para el desenlace de esta historia.

Así ganó Sevilla, como lo suele hacer. Resurgiendo cuando parece todo perdido. Comenzando la temporada como la terminó, con victorias. En mayo pasado el premio fue la Copa del Rey. En una semana la recompensa puede ser la Supercopa. Que así sea.

3 Comentarios:

Mayte Carrera dijo...

Bien empieza lo que bien acaba, tras sufrir la primera parte viendo a un equipo plano, que buena segunda parte y que buen resultado. Resultado esperanzador.
Un abrazo

QUEQUENO dijo...

Leete el post mio y espero tu foto porfi no te quedes atras

http://sevillistasdecorazonn.blogspot.com/2010/08/quequenohomenaje-antonio-puerta-por.html

Nicolás Fernández dijo...

Obviamente que sí Mayte. Esperemos que Sevilla pueda sumar una nueva estrella a su rica historia. Ya te envíe mi foto Quequeno. Un abrazo!

Publicar un comentario

‚ 2009-2011 - Argentina es Sevillista | Design: Choen | Pagenav: Abu Farhan Top